Saltar al contenido
Aquella Maravillosa Infancia

Los juegos de agua Geyper

Solo tuve uno de los grandes, el de la foto. Y lo recuerdo con cariño. Fue un regalo de Reyes. Una vez, en un rastrillo del barrio se lo quise cambiar a otra niña por el suyo, pero no aceptó. De los juegos pequeños y bolis puede que también tuviera alguno, pero ya no me acuerdo…