Saltar al contenido
Aquella Maravillosa Infancia

Tecnología de la década de los años 80

En esta página vas a poder recordar todos esos objetos tecnológicos que formaron parte de tu infancia si creciste en los años 80. Haz click en la imagen si quieres revivir esos momentos.

Aparatos tecnológicos que se usaban en los 80

En la EGB la única tecnología que conocíamos era la de los relojes Casio que nos traían de Algeciras o Andorra, el walkman Sony y Aiwa, la radio con la que nuestros padres escuchaban el fútbol los domingos… ah, y las máquinas de escribir electrónicas, con memoria para almacenar lo que hoy serían diez documentos de Word. ¡Y tan felices! La tecnología de los años 70 y 80 era esto.

Pero todo aquello cambiaría en muy poco tiempo… ¡y no podíamos imaginar cuánto!

La evolución de los juguetes electrónicos de los años 80

Los primeros juegos electrónicos a los que tuvimos acceso estaban en los salones recreativos, donde las clásicas máquinas de bolas, las Flippers, iban dejando lugar a las máquinas de marcianitos.

Según fuimos creciendo aparecieron más juguetes electrónicos. La llegada de estos nuevos juegos basados en la electrónica fue un hito en cuanto a que suponía un cambio en el concepto del juguete.

Las consolas fueron toda una revolución. Comenzaron a hacerse populares con una maquinita de tenis: su nombre comercial fue Pong, y la comercializaba Atari. Lo mismo se podía encontrar en los salones recreativos que conectar una consola al televisor de casa.

A primeros de los ochenta, apareció la “máquina de marcianitos“. Se trataba de un juego sencillo, pero que enganchaba. Tu nave espacial tenía que ir sorteando los disparos de naves enemigas, cada vez más numerosas. Como a uno le diera por engancharse, podía estar toda la tarde agarrado a los botoncitos.

Después llegaron los simuladores de carreras de coches. Uno se subía, eso pensaba, claro, en un Fórmula 1, y trataba de adelantar a todo el que se ponía en su camino. Lo malo de esto es que había alguno que luego quería hacerlo de verdad en la carretera.

A medidados de los años ochenta, las consolas de marcianitos y comecocos eran juguetes habituales para los niños. Y los videojuegos siguieron desarrolándose al cabo de los años, con todas las variantes y sofisticaciones posibles. Si quieres revivir los años 80, ahora puedes comprar consolas retro reeditadas en los últimos años.

La llegada del vídeo VHS y Beta a los hogares

En España, el vídeo se popularizó en los primeros años ochenta. Para los niños y adolescentes, su llegada supuso una auténtica revolución. En algunos casos, incluso nos tocó enseñar a nuestros padres a programar el vídeo, misión que muchas veces dimos por imposible.

Nuestros progenitores iban hasta la tienda de electrodomésticos y grandes almacenes para comprar una aparato de vídeo. La primera duda surgía a la hora de elegir entre los dos sistemas dominantes: el Beta y el VHS. Y allí, no sabían por cuál decidirse. Por un lado, te decía que el Beta tenía la cinta más pequeña y daba mejor calidad; por otro, parecía que en EEUU el VHS estaba ganando la batalla.

Para disgusto de los que eligieron este sistema, poco a poco vimos como el espacio reservado en los videoclubs a las películas Beta se iba reduciendo en beneficio del VHS. Con el tiempo, al vídeo también le llegó su momento de crisis.